Cristo obró y un joven dejó de ser sicario

Chilpancingo, Gro., mayo 19 del 2017 (IRZA).- Predicadores de la organización religiosa denominada “Frente de Combate”, proveniente de Pachuca, Hidalgo, este viernes realizaron actividades de evangelización en niños y jóvenes de Chilpancingo.

Un pastor (predicador) de esa corriente religiosa dijo que “la intención es que los jóvenes no caigan en las garras de la delincuencia organizada”, porque la situación se está tornando un tanto difícil en el país, en especial en Guerrero.

Manifestó que su tarea es también que niños y jóvenes no caigan en las garras de la “drogadicción, fornicación, el alcoholismo, el adulterio y la pornografía”, entre otros temas sociales más comunes.

Edrey Antonio González Jiménez, integrante de esa organización, señaló que incluso a algunos jóvenes, con la evangelización que realizan, han podido salir de problemas “muy gruesos”.

Y aseguró que un joven que se integró a “Frente de Combate” dejó de ser sicario, gracias a Jesucristo, “que obró en él”.

Dijo que la organización Frente de Combate está integrada por 22 jóvenes de diversos estados de la República, como Guanajuato, Veracruz, Chiapas, Yucatán, Estado de México, entre otros, que se dedican a evangelizar a jóvenes y niños para que no caigan en los vicios o actividades degradantes. (www.agenciairza.com)

Comentarios