Dirigencia del PAN exige también la renuncia del fiscal Xavier Olea

Fernando Polanco Ochoa/IRZA
Chilpancingo, Gro., abril 20 de 2017 (IRZA).-
El Comité Directivo Estatal del Partido Acción Nacional (PAN) demandó el cese inmediato del titular de la Fiscalía General del Estado, Xavier Ignacio Olea Peláez.

Tras lamentar y reprobar el “cobarde” asesinato del secretario general del Comité Ejecutivo Estatal (CEE) del PRD, Demetrio Saldívar Gómez, el presidente estatal del PAN, Marco Antonio Maganda Villalba, cuestionó el desempeño del fiscal.

“No ha dado los resultados que los guerrerenses necesitan”, afirmó este jueves en conferencia de prensa en su sede estatal, acompañado por miembros de la dirigencia, entre ellos Alejandro Martínez Sidney y Ramiro Jaimes Gómez, ex alcalde de Taxco.

De acuerdo con el líder panista, solicitaron recientemente a su diputado local Iván Pachuca Domínguez que presente un punto de acuerdo al pleno del Congreso solicitando la destitución de Olea Peláez y designen a un fiscal que sí dé resultados.

Maganda pidió también la intervención directa del gobierno federal en los problemas de violencia e inseguridad que enfrenta la entidad, porque el gobierno estatal y los municipales no han dado los resultados esperados.

Además del crimen contra Demetrio Saldívar, en las últimas dos semanas se han registrado ataques directos contra miembros de la clase política, entre ellos los asesinatos de Roger Arellano Sotelo, ex diputado local, así como de Modesto Carranza Catalán, diputado suplente del priista Saúl Beltrán Orozco.

Además de la privación ilegal de la libertad del ex diputado federal, el también perredista Catalino Duarte Ortuño, y del alcalde de Alcozauca de Guerrero, el priista Nicolás Diego Herrera, lo cual ha complicado el escenario político.

El líder panista lamentó esos ataques contra políticos, pero insistió en que el problema de violencia e inseguridad afecta a toda la población guerrerense, porque “los ciudadanos no se sienten seguros”.

Por eso llamó a la ciudadanía a que se sume a la exigencia de justicia a las autoridades encargadas de la seguridad y procuración de justicia, para que cumplan cabalmente con su función.

“Porque estos problemas de violencia los vivimos a diario en muchos municipios, sobre todo en Acapulco y Chilpancingo”, dijo.

Maganda Villalba también convocó al gobernador Héctor Astudillo Flores a que dé resultados en la investigación y castigo a responsables del crimen de Saldívar Gómez, así como de muchos otros casos.

Entre ellos del también extinto secretario general del CDE del PAN, Braulio Zaragoza Maganda, su primo, asesinado en 2014, y que hasta el momento no hay ningún avance en las investigaciones del caso.

Consideró que sin politizar los problemas de violencia e inseguridad, se debe exigir claridad en ese y muchos otros asesinatos políticos, incluso como el del extinto alcalde perredista de Pungarabato, Ambrosio Soto Duarte. (www.agenciairza.com)

Comentarios