Ante la muerte de Miguel Ángel Mercado, la insensibilidad de Heriberto Huicochea

Jaime Irra Carceda/IRZA
Miguel Ángel Mercado Durán, licenciado en Derecho, por muchos años director del Instituto de Capacitación y Desarrollo Político (ICADEP) del Comité Directivo Estatal del PRI-Guerrero, falleció en la Ciudad de México el 15 de febrero de este año.

Fue campeón nacional de oratoria. Fundó la Asociación Civil “Alejandro Cervantes Delgado” que, entre otras actividades, siempre ligadas con la política, se involucraba en la organización de los homenajes luctuosos en memoria del ex mandatario de Guerrero.

Ocupó cargos en distintas administraciones municipales de Chilpancingo. En el gobierno del estado se desempeñó como director de Evaluación de Gestión en la Secretaría de la Contraloría y Transparencia Gubernamental.

Durante toda su vida ciudadana fue militante activista de ese partido. Su lealtad al instituto tricolor fue siempre a toda prueba.

Sí, fue un priista de “hueso colorado” y, es más, se dice que Heriberto Huicochea Vázquez fue su alumno en el ICADEP.

Sin embargo, la dirigencia estatal priista que encabeza Heriberto Huicochea Vázquez, enterada seguramente de la muerte de Mercado Durán, se mostró tan fría como la lápida de un sepulcro en pleno invierno… y ni siquiera fue capaz de publicar sus condolencias en algún medio de comunicación, este viernes, como le correspondería hacerlo por la desaparición de un correligionario tan distinguido como Miguel Ángel.

Esta omisión demuestra la insensibilidad de Huicochea Vázquez, lo que es un anuncio, un adelanto de cómo conducirá las acciones de su partido en el estado, y es un botón que nos confirma que su perfil no es el de un dirigente político, sino simplemente un tecnócrata que por obra de quién sabe quién, y para desgracia del priismo, hoy está donde está.

Descanse en paz, Miguel Ángel Mercado Durán.

Comentarios